Cómo mejorar tu relación con el dinero

Es momento de que empieces a tratar al dinero como un buen amigo.

Una buena relación se cuida para poder mantenerla en el tiempo.

Incluso se transforma para algo mejor como una sociedad o una pareja, por ejemplo.

¿Cómo cuidas tu relación con el dinero?

¿Celebras cuando aparece y cuando no está solo te quejas?

O ¿Cuidas de él y tratas de aprovecharlo al máximo?

Para fines prácticos, no importa cómo lo hacías hasta hoy, sino lo que harás a partir de este momento.

Hábitos para mejorar tu relación con el dinero

Todo es cuestión de que te decidas hacerlo. Que hagas el cambio que requieres para que tu realidad monetaria mejore.

Prueba con estas sencillas prácticas y empieza a tratar mejor tus ingresos.

Controla tus gastos diariamente

No puedes gastar menos si no sabes cuánto gastas.

La atención plena es la clave para mejorar cualquier tipo de relación.

¿Por qué sería diferente con el dinero?

Toma control de tus salidas, usa una aplicación o hazlo a la antigua anotando todo.

Sé específico y te darás cuenta se todo lo que puedes ahorrar.

Toma un respiro antes de comprar

No compres por impulso, es más probable que te arrepientas.

Piénsalo mejor, consúltalo con un amigo, chequea que lo necesites.

Luego decide, eso hará que te lleves mejor con tu bolsillo.

Actualiza tu presupuesto mensualmente

Esto nunca es algo estático, todo lo contrario, es dinámico.

Tus gustos y necesidades cambian constantemente, surgen emergencias y gastos que no habías considerado.

Se acercan las vacaciones, tendrás que incluir un apartado que no estaba reflejado el mes pasado.

Debes estar en constante movimiento para poder mejorar y crecer.

Compra siempre con una lista

Si vas a salir, lleva una lista contigo de lo que necesitas.

Cuando el hábito esté consolidado puedes darte algunos permisos.

Poco a poco te acostumbrarás no a comprar menos, pero sí a comprar mejor.

Fija metas de ahorro

Establece objetivos que requieran de dinero para lograrlo.

Unas vacaciones, comprar un auto, hacer algún entrenamiento profesional.

Te mantendrá activo, despierto y lleno de vida.

Siempre motivado porque tienes algo porque trabajar; luego establecer metas de ahorro para alcanzar esos objetivos.

Se trata sobre todo de que pienses en ti. En lo que mejor combine con tu personalidad.

¿Cuáles son tus hábitos personales de finanzas?

¿Tienes alguna manera de cuidar y mantener tu relación con el dinero?

Quiero saber tu opinión.

Comentarios de Facebook